Pasar al contenido principal

2020. La FIMEM contre le racisme et la violence



FIMEM CONTRA EL RACISMO, LA VIOLENCIA, LA DISCRIMINACIÓN

El bárbaro crimen de George Floyd es otro acto de violencia contra los afroamericanos, para quienes ser

tratados de manera diferente por su raza es "trágica, dolorosa, insanamente "normal"1.

En los EE.UU., los negros son el 13% de la población, pero el 40% de los prisioneros; su tasa de

encarcelamiento es 5 veces mayor que la de los blancos. La proporción de negros que consumen drogas ilícitas

es similar a la de los blancos, pero las detenciones de negros, por esa razón, son más altas que las de blancos.

La violencia policial estadounidense, influenciada por la raza, es una injusticia sistemática que viola los

derechos humanos. "Todos los hombres nacen libres e iguales en dignidad y derechos y, por estar dotados por

la naturaleza de razón y conciencia, deben comportarse fraternalmente los unos con los otros", del Preámbulo

de la Declaración Americana de Derechos Humanos. En todas las Constituciones la persona humana es

sagrada, y todos los países tienen la obligación de respetarla y protegerla. Todo el mundo tiene derecho a la

vida. George Floyd, con su cara en el suelo y su cuello debajo de la rodilla del policía blanco, es una violación

del derecho a la vida, el derecho humano más importante de todos.

En los videos se ven claramente dos almas: una, violenta, racista, armada, que mata; la otra, cuidadosa de los

derechos, ICARE, armada sólo con un inofensivo smartphone, que documenta la violencia institucional,

denunciándola. Estas almas están presentes en todos los países del mundo y, quizás, en cada uno de nosotros.

Muchos casos de violencia y racismo son ahora ignorados, si no hay un smartphone que los registre, y si no lo

hubiera, la información de lo que sucede sería más lenta.

El C.A. FIMEM y las organizaciones afiliadas, comparten el documento del CAMEM

- condenan el acto racista que le costó la vida a George Floyd, y deplorar más violencia estatal.

- piden a las autoridades USA que garanticen el respeto de la Constitución por parte de guardianes del orden.

La ansiedad del dominio del hombre sobre el hombre, el egoísmo, las invasiones y la colonización, que se han

producido en el tiempo, y que siguen presentes en el mundo actual, en forma más oculta, son las verdaderas

causas del racismo, un VIRUS, que afecta a los hombres, del que es difícil recuperarse. La historia nos enseña

que la Humanidad raramente aprende de la experiencia, y por lo tanto la violencia, la injusticia y la desigualdad

continúan; si los estados son violentos y mantienen la pena de muerte (EE.UU., China, Irán, Japón, etc.),

también lo son los guardianes del orden en uniforme y muchos otros que los imitan. A veces, parece que no se

puede cambiar el status-quo, si no con una espiral de violencia, pero la conciencia y la no violencia de Gandhi,

Rosa Parks, Luther King, Mandela, Malala, y otros, nos muestran la dirección a seguir.

Como ciudadanos del mundo, debemos estar en contra de toda discriminación racial y de otro tipo, no sólo

observando y tomando conciencia de los fenómenos, sino comprometiéndonos, sensibilizando a los demás,

escribiendo a los políticos, en los social, en los periódicos, firmando peticiones, denunciando los episodios de

violencia de los que somos testigos, haciendo donaciones a los movimientos de lucha. No hay que cansarse,

blanco, negro o de otro color de piel, hay que hablar de racismo con los amigos, los colegas, los chicos, para

llegar a un día en que la vida de un negro cuente tanto como la de un blanco, porque la vida es única y hay que

salvaguardarla, cualquiera que sea el color de piel, sexo, edad, condición social.¡Y así es, tambien, con todas las

otras discriminaciones!

Por último, un llamamiento a los militantes de los movimientos Freinet, y a todos los que trabajan en el mundo

en el campo de la educación, para que tomen cada vez más conciencia y trabajen más y mejor con los niños, los

jóvenes. Tenemos una importante tarea: educar a las nuevas generaciones en la no violencia y el respeto a los

Derechos Humanos. Los niños de hoy son los adultos del mañana.

¡Sólo la cultura y la educación pueden salvar el mundo!

Junio 2020 El CA FIMEM

Antoinette Mengue Abesso, Flor Zaldumbide Cecena, Lanfranco Genito, Mariel Ducharme, Sylviane Amiet